El que faltaba

Si es poco el tiempo que falta para la publicación de este despropósito, poco es también el intervalo hasta leer no ya los relatos en su integridad, sino el prólogo que ha escrito Rafael Reig para el conjunto-disjunto este, a su edad...

Don Rafael, oiga, ¿no tiene usted otra cosa que hacer que perder el tiempo con diez desaprensivos que abusan de su magisterio narrativo y quieren llevar el laurel literario con la pluma prologal pero no con el mérito derivado de sus prosas?

Porque si espera usted, don Rafael, que le inviten a algo bebible -caro y de malta- por las molestias lo lleva crudo...

2 réplicas admitidas:

Anónimo dijo...

Cómo no... no iba a tener algo que decir El Crítico...

La cónica dijo...

El que falta, para mí, es Txe.